Inicio> Construcción > Reglas Vibrantes
Cerrar

FILTROS

Marca


Precio



Más barato no lo encuentras

Reglas Vibrantes

Las Reglas Vibrantes más baratas ¡están aquí!

Compactar, alisar y extender el concreto

El hormigón (de hormigo, 'gachas de harina') o concreto (del latín concretus, «agregado, condensado» es un material compuesto empleado en construcción, formado esencialmente por un aglomerante al que se añade áridos (agregado), agua y aditivos específicos.

Tipos de hormigón y métodos de compactación

Dependiendo de las proporciones de cada uno de sus constituyentes existen varios tipos de hormigones. Se considera hormigón pesado aquel que posee una densidad de más de 3200 kg/m³, debido al empleo de agregados densos (empleado protección contra las radiaciones), el hormigón normal, empleado en estructuras, que posee una densidad de 2200 kg/m³, y el hormigón ligero, con densidades de 1800 kg/m³.

Para conseguir un concreto compacto, eliminando sus huecos y para que se obtenga un completo cerrado de la masa, hay varios sistemas de consolidación.

  • Picado con barra, que se realiza introduciéndola sucesivamente, precisa concretos de consistencias blandas y fluidas y se realiza en obras de poca importancia resistente.
  • La compactación por golpeo repetido de un pisón se emplea en capas de 15 o 20 cm de espesor y mucha superficie horizontal.
  • La compactación por vibrado es la habitual en concretos resistentes y es apropiada en consistencias secas.

Un hormigón muy compacto tiene mayor resistencia mecánica, impermeabilidad y resistencia a los ataques de agentes externos.

Las reglas vibrantes son máquinas para compactar hormigón, utilizan el sistema de compactación por vibrado. En este sentido es un sistema de vibrado superficial. Tienen dos partes: la unidad motriz y la regla.

En esta sección te ofrecemos reglas vibratorias con una fuerza vibratoria que va desde 700 N hasta 3.000 N. Encontrarás modelos con motor a gasolina o eléctrico.

Obrero alisando un suelo de cemento

Empleo de las reglas vibratorias

  • Se emplean en pavimentos y soleras de hormigones plasticos.
  • Para elementos estructurales suele emplearse en placas y losas de poco espesor de hasta 15 o 20 cm.
  • La frecuencia de estos vibradores oscila entre 2000 y 5000 ciclos por minuto.
  • Se utilizan para lograr un acabado superficial, por lo que son muy adecuados en carreteras.


Si vas a trabajar con concreto, échale un ojo a las hormigoneras y a las varillas mezcladoras. Además tenemos una gran variedad de pasarelas y andamios para obras de construcción. ¡Equípate y garantiza la calidad en tu obra!

Y si no encuentras la regla que buscas, no dudes en consultarnos. Repasaremos nuestro catálogo y la localizaremos para ti.

Cuchillo y tenedor

Envío Gratis

M10, los mejores precios para profesionales y empresas

Arbitraje de Consumo

Síguenos:

Facebook
Twitter
Instagram